viernes, 27 de noviembre de 2020

JURAMENTO DE NUEVA PROFESIONAL













Este viernes 27 (/11/2020), juró como abogada la Dra Ana Schulz -en presencia del Juez de Garantías de Federal, Dr Maximiliano Larocca Rees-.



martes, 24 de noviembre de 2020

Schrott y Kaufman concretaron el desafío de la Vuelta al Departamento Federal

Mountain Bike: Un desafío que demandó 24 horas. José Alberto Schrott realizó una travesía de mountain bike en la cual dio la vuelta al Departamento Federal. Lo hizo acompañado de su amigo Julio Kaufman.

jueves, 19 de noviembre de 2020

En su casa no tiene internet y para recibir la tarea se sube a un molino

Así estudió todo el año Gualterio, un chico de 13 años que vive en Entre Ríos. Siempre entregó los deberes a tiempo y tiene muy buenas notas. 

No poder ir a la escuela por la pandemia del coronavirus para Gualterio no fue un impedimento para estudiar. Como tampoco no tener Internet en su casa. Lejos de quedarse quieto, resolvió el problema y durante todo el año se subió a un molino donde tenía señal para recibir y mandar la tarea.

Este nene de 13 años vive en una zona rural de la provincia de Entre Ríos. Cursa primer año en la Escuela Agrotécnica N° 2 Justo José de Urquiza. Casi no conoce a sus profesores ni a sus compañeros, porque, al igual que la mayoría de los alumnos de todos el país, fue solo cuatro días a la escuela antes de que se decretara la cuarentena.

Sin embargo, sus ganas de aprender y progresar lo mantuvieron “conectado” con sus profesores durante todo el año. Los docentes todavía no cerraron las notas, pero seguramente Gualterio pasará de año por las buenas calificaciones que consiguió gracias al sacrificio, la lucha y la perseverancia.

Su historia la hizo conocida Arturo Barhich, el profesor de historia y geografía. “A mis alumnos los pude ver solo cuatro días. Con muchos hicimos videollamadas, pero como Gualterio no tiene Internet, solo nos comunicábamos por WhatsApp. Es un chico especial, con unas ganas enormes de estudiar y progresar”, contó el docente en diálogo con TN y La Gente.

Pese a las dificultades nunca se atrasó con la tarea y la entregó siempre a tiempo. Se subía al molino para recibirla, se bajaba, hacía los deberes, y volvía a subirse para entregarla. Así, todo el año con todas las materias.

Al adolescente le encanta cantar y tocar el bombo y la guitarra, esos fueron sus aportes para los actos escolares virtuales. “Es muy buen recitador”, agregó Arturo.

Buscar este blog

Archivo